25 textos coquetos y atrevidos para ella

Tu búsqueda de textos coquetos y atrevidos para enviar a tu pareja termina aquí. Sigue leyendo y elige entre estos 25 textos coquetos y atrevidos para ella.

Chica se sonroja al leer el teléfono.

Textos coquetos y atrevidos para ella

Espero que sigas llevando la sonrisa que te dejé anoche.

Intento pensar en otras cosas, además de en ti, pero acabo pensando sólo en estar en la cama a tu lado.

Dulces sueños, mujer sexy Espero verte allí.

El universo trabajaba a marchas forzadas cuando te creó.

Las violetas no son rojas, las rosas no son azules, y no puedo hacer otra cosa que pensar en ti.

¿Ya me echas de menos? Por favor, pulsa «Y» para el sí… no hay otra respuesta 😉.

Puede que tenga que borrar todas tus fotos de mi teléfono. Estoy a punto de empezar a besarlas y lamerlas porque te echo mucho de menos.

Imagina que estoy ahí mismo contigo, en la cama… ¿qué pasa después?

Si pasamos otra noche sin estar juntos me transformaré por completo en un insomne oficial.

¿Te dolió mucho cuando te sentiste aquí abajo en la tierra desde muy arriba en el cielo? 😉 No me malinterpretes, me alegro de que estés aquí.

¿Preferirías; A, que te comiera vivo un hambriento oso pardo, o B, venir a pasar el rato conmigo esta noche?

¿Me enviarías un selfie ahora mismo si te lo pidiera? Porque te lo pediría totalmente si supiera que lo harías.

La única manera de que duerma esta semana es que vengas a acurrucarme a la cama.

Hola, tú. Anoche fue increíble… ¿qué tal si hacemos que se repita hoy?

Si estuviéramos juntos ahora mismo, te tendría en mi boca sin ningún tipo de peros.

¿Estás libre para el resto de nuestras vidas, nena? Porque seguro que sí.

Un pajarito me ha dicho que te gustan las sorpresas Tengo una esperándote que nunca adivinarás.

¿Por qué tus piernas tienen que ser tan malditamente perfectas? No puedo quitármelas de la cabeza.

Hey girrrl – chasquea los dedos x3- ¿cómo te va? ¿To-oo-daaaay?

¿Has enviado selfies traviesos a alguien, antes? Y si es así… ¿Cuándo me toca uno?

OMG. Ese conjunto se salió de la cadena anoche… ¿Cuándo te lo vas a poner para mí otra vez?

La próxima vez que vengas, ¿qué tal si te pones mi conjunto favorito de sujetador y bragas? Ya sabes cuál es 😉.

Ahora mismo estoy pensando en tu cuerpo y no puedo borrar esta estúpida sonrisa de comemierda de mi cara. Mis compañeros de trabajo creen que he perdido la cabeza.

No puedo esperar a verte más tarde hoy, amante. Cada. Pequeña. Parte. De cerca y en persona.

¿Me amarías si no tuviera este gigantesco… sabes qué? Sé sincero.

Deja un comentario